BEBÉS Y MAMÁS Pezoneras de lactancia, ¿merecen la pena?

Utilizar capazos de bebé está cada vez más de moda, entre sus motivos encontramos que nuestro pequeño se encuentra siempre en una posición mucho más cómoda, algo que durante los primeros meses de vida es fundamental ya que mejora el buen desarrollo de los huesos, además permite mantener la posición fetal a la que lleva acostumbrado de los nueve meses que ha pasado dentro del vientre materno, siendo su posición de confort y como mejor se encontrará, también podrá estirarse y moverse según le convenga.

Al sacarlo de paseo en uno de estos capazos haremos que se empiece a acostumbrar cuanto antes a los distintos elementos que conforman nuestro medio ambiente, como el aire o el sol, esto hace que sus sentidos se desarrollen mucho antes propiciando que su capacidad de expresarse se mejore en poco tiempo.

Si estamos pensando en comprar uno debemos de tener en cuenta la forma que tenga, las primeras veces que lo saquemos no podemos exponerlo a tanto espacio de golpe, esto requiere su tiempo y por este motivo un capazo es la mejor opción para empezar, en su interior deberemos de estar seguros de que se trata de un lugar que cuente con muy buena ventilación y que sus materiales no dañen a nuestro bebé, por eso siempre la mejor opción para estos tejidos es el algodón, no debes de olvidarte de que, si hace mucho sol tendrás que proteger a tu pequeño, normalmente se hace con una capota.

Una vez llegamos a casa seguramente le toque la hora de la comida o de la merienda, para poder dársela sin ninguna complicación podemos hacer uso de pezoneras de lactancia, esto es un material hecho con silicona que se coloca directamente sobre el pezón, gracias a unos pequeños agujeros hace que la leche materna tenga un mejor flujo y pueda llegar mejor a nuestro bebé.

¿Por qué se utilizan?

Esto es una pregunta que mucha gente se hace y su razón es muy sencilla, puede darse el caso en el que la madre sufra de bastante dolor al darle la leche u otros problemas, por eso no hay nada de malo en utilizar estos protectores, de hecho, cada vez son más los profesionales de este sector que recomiendan su uso, aunque se haga únicamente de forma temporal.

Otro motivo por los que se suele utilizar es cuando tenemos un bebé prematuro o con problemas de nacimiento, obviamente no tiene la misma fuerza de succión que cuando se ha pasado todo el tiempo indicado dentro del vientre materno, de este modo también les ayudaremos a poder alimentarse sin ningún tipo de problema.

Por último, puede darse también porque suframos de pezón invertido, por normal general este es proyectado hacia fuera, pero en algunos casos (aunque muy pocos) se hace hacia adentro, aunque esto no es algo que pueda causarnos problemas de salud si es una complicación a la hora de alimentar a nuestro bebé, y sería un caso lógico para usar estas pezoneras.

Lo mejor si no sabes si debes utilizarlas o no es que consultes a tu médico, él podrá aconsejarte y darte una solución a tus problemas.

Anuncios

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s