El ala radical de Podemos se rebela contra el pacto de gobierno con García-Page en Castilla-La Mancha

Las felicitaciones que ayer extendía Pablo Iglesias a su secretario general en Castilla-La Mancha, José García Molina, tras alcanzar un acuerdo de gobierno con el PSOE no son ni mucho menos unánimes dentro de Podemos. Anticapitalistas, el ala más izquierdista y radical del partido, se está rebelando contra lo que considera una decisión que “subalterniza” a Podemos, avivando las tensiones internas por la relación que se deben mantener con los socialistas. Especialmente con aquellos barones que se posicionaron a favor de Susana Díaz.

La primera consecuencia de la posición de Anticapitalistas, corriente liderada por el dirigente Miguel Urbán y en la que también se encuadra la líder andaluzaTeresa Rodríguez, es la fractura en el propio grupo parlamentario de Podemos en las Cortes de Castilla-La Mancha, donde la formación morada tiene tan sólo dos diputados pero que son imprescindibles para el PSOE para tener mayoría absoluta.

Uno de los dos diputados, David Llorente, que es el portavoz del grupo parlamentario, ha criticado duramente el pacto entre Molina (su compañero de escaño) y el socialista Emiliano García-Page. “Movimos ficha para impulsar una alternativa de cambio a favor de la mayoría social, no para conseguir sillones en el Gobierno de este PSOE”, ha reprobado duramente.

Este sector de Podemos considera que Page representa el PSOE de la Gestora, uno de los más susanistas, de “derechas” y de los más beligerantes contra el partido morado. Así, el ala más radical de Podemos advierte de que entrar en el Gobierno regional ni garantiza “la independencia del proyecto político” ni el “gobernar para la gente”, explican las fuentes consultadas.

Asimismo, se critica que supone un “giro de 180 grados” respecto a lo que salió en el congreso nacional de Vistalegre II y en el congreso autonómico de Castilla-La Mancha en el que Molina hizo de la crítica a Page y al PSOE susanista una de sus banderas. “Esto merece un debate profundo”, sostienen las fuentes consultadas, que consideran que hay “contradicciones” con los documentos aprobados. Además, se reclama separar el debate entre las bases de si hay que aprobar los Presupuestos con el debate de si hay que entrar en el Gobierno de Castilla-La Mancha.

A las críticas al acuerdo se han sumado las caras más visibles de Anticapitalistas, empezando por su líder, Miguel Urbán. “En Vistalegre II decidimos colecticamene que no había que subalternizarse al PSOE, Podemos vino para cambiar las cosas”, ha recalcado el secretario de Europa, que ha inicdido en que todavía tienen que votar las bases. Para lo que Anticapitalistas tiene claro que pedirá el “no” al pacto.

Asimismo, la portavoz de la dirección de Podemos en la Comunidad de Madrid,Isabel Serra, ha recriminado que “para este viaje no hacía falta tantas alforjas”, pues Podemos va a “subalternizarse” entrando en un Gobierno “con el PSOE de siempre” y con “esta relación de fuerzas”. Que se considera muy desigual y que, a juicio de Anticapitalistas, impide una aplicación efectiva de unas políticas distintas y de “cambio”.

Por su parte, el diputado madrileño Raúl Camargo lamentaba que “volver a lo de siempre traerá los resultados de siempre”, que según dijo son “bajada electoral y crisis”. “¿Para esto nacimos?”, se pregunta.

La otra cara de la moneda es el sector afín a Íñigo Errejón, que cada día ve cómo algunas de sus tesis empiezan a ser aplicadas por los seguidores de Pablo Iglesias. Hace tiempo que los errejonistas defienden una relación de colaboración más estrecha y leal con el PSOE frente a la postura más inflexible abandera por el líder de Podemos y sus afines. Lo curioso es que Molina va a ser el primero en aplicarlo cuando, precisamente, ha sido uno de los grandes azotes de los presidentes socialistas. Ahora está llamado a convertir Castilla-La Mancha en el laboratorio de la colaboración entre ambos partidos.

Errejón reivindicaba precisamente el pasado fin de semana la idea de trabajar más estrechamente con el PSOE y de “empujar” de una manera leal en los gobiernos de izquierdas en una suerte de “competición virtuosa” con los socialistas. Ahora, se presenta para Podemos el primer desafío para llevar a cabo dicha tesis. No en vano, Errejón está muy pendiente porque quiere aplicarlo en 2019 a la Comunidad de Madrid.

Origen: ELMUNDO

Anuncios

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s