Blanco desbloquea el proyecto de restauración del monasterio de Cornellana justo antes de las elecciones

El Ministro de Fomento y la Consejera de Cultura y Turismo firman el convenio de colaboración que permitirá desbloquear el proyecto de restauración del antiguo monasterio de Cornellana, en Salas

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

  • La obra, que supone una inversión de 5,8 millones de euros, empezará este año y concluirá en 2013

El Ministro de Fomento, José Blanco, y la Consejera de Cultura y Turismo del Principado de Asturias, Mercedes Álvarez González, firmaron esta tarde en la sede ministerial, en Madrid, el convenio de colaboración que permitirá desbloquear el proyecto de restauración del antiguo Monasterio e Iglesia de Cornellana, en el concejo de Salas, para su utilización como Centro Documental del Camino de Santiago y Hospedería, manteniéndose el uso de la actual iglesia parroquial en el templo del Monasterio.

 

Según el acuerdo, el Ministerio se compromete a sufragar el 60% de las obras, con un importe global de 3.517.005,32 euros. El Principado de Asturias, por su parte, financiará el 40% restante, lo que supone 2.344.670,21 euros del total de 5.861.675,53 euros en que se ha presupuestado esta actuación. El proyecto se ha visto sometido a varias modificaciones que han supuesto un retraso en el inicio de la actuación en el Monasterio, aunque tanto el Ministro como la Consejera han asumido hoy el compromiso de iniciar las obras este año y concluirlas en 2013.

 

La actuación se ciñe a los límites actuales de la construcción, con dos ligeras intervenciones, una consistente en la limitación del actual cuerpo volado existente junto al ábside románico hasta hacerlo coincidir con el ancho de la sacristía y la otra en la recuperación de la conexión entre el cuerpo superior de la sacristía y el Monasterio, que se recupera con un diseño totalmente acristalado, al objeto de poder seguir visualizando la totalidad de la torre románica. También se adecuará el entorno del Monasterio, mediante la urbanización de las plazuelas interiores, la de la Leña y la del Granero, así como la plaza del Monasterio y su espacio circundante y la plazuela de los Peregrinos, que discurre por la fachada oeste hasta la puerta románica de la Osa.

 

No se producirá ninguna modificación en los huecos de la fachada del Monasterio, manteniéndose la actual, y recuperándose las cargas. Se procederá a la limpieza de la piedra labrada de esa fachada y se rehabilitarán las pinturas del lienzo oriental. Se recuperará en su totalidad la cubierta del Monasterio, con una nueva estructura de madera laminada. No se ha previsto un uso para el espacio bajo cubierta, pero se adecuará para posibilitar su posible utilización como espacio de crecimiento de la hospedería.

 

La actuación sobre la Iglesia se refiere, básicamente, a la limpieza de su fachada principal y a la restauración de las cargas de las fachadas laterales, sin actuación en el ábside. Se renovará la cubierta sin modificar sus pendientes actuales (salvo en la recuperación de la cubierta del ábside lateral sur), pero procediendo a su impermeabilización. En las torres, se sustituirá la actual estructura metálica por otra de madera. Se reforzará y consolidará la estabilidad vertical de la torre románica, en la que en la actualidad existen grietas. Se sustituirá el actual perímetro enfoscado de mortero de las esferas del reloj de la torre por un aplacado de piedra caliza.

 

Se urbanizarán los espacios abiertos interiores y exteriores del complejo monástico, recuperando los suelos empedrados que originariamente hubieran podido existir y adecuando los niveles de acceso a la iglesia y al monasterio. De manera complementaria al desarrollo de las obras de rehabilitación, se llevará a cabo un proyecto de actuación arqueológica.

 

Historia del Monasterio de San Salvador de Cornellana

 

El Monasterio se fundó el 29 de mayo de 1024 sobre un asentamiento anterior, en la terraza fluvial formada por la confluencia de los ríos Narcea y Nonaya. Su fundadora fue la infanta Cristina, hija del rey Bermudo. De la época inicial, sólo persisten unos leves vestigios alterados por los cimientos románicos. Este primer monasterio fue patrimonial, viviendo en el mismo la fundadora, sus familiares y sirvientes. Como ocurrió en el resto de monasterios propios alto y pleno medievales, a la muerte de Cristina su patrimonio se disgrega entre diversos herederos. Vuelve a resurgir este centro religioso con el conde Suero Bermúdez y su esposa Enderquina, quien tras reunificar las iniciales propiedades monásticas, dona el monasterio a la potente orden de Cluny en 1122. De esta etapa, se conserva la iglesia románica de tres ábsides semicirculares, separados por pilares cruciformes, varias puertas y ciertos elementos sueltos y reaprovechados visibles en los lienzos del actual Monasterio, así como el diseño del claustro.

 

En el siglo XIII, la orden de Cluny ya ha abandonado la dirección de Cornellana, pasando el Monasterio a manos de los benedictinos. Durante el reinado de Fernando IV, se conforma el Coto de Cornellana, un amplio territorio sobre el que los monjes gozaron de derechos feudales (cobro de impuestos, jurisdicción legal, arrendamiento de foros). Tras siglos en los que se mantiene la morfología y propiedades heredadas de la época medieval, el Monasterio inicia una nueva etapa de esplendor desde el siglo XVI, cuando la orden de Cornellana pasa a depender de la congregación de Valladolid, en el año 1536.

 

En los siglos XVII-XVIII, se configuró el complejo monástico tal y como lo conocemos en la actualidad, dentro del estilo barroco. Se convierte el edificio en un complejo con tres claustros, de los cuales dos serán de servicios (el del Granero y la Plazuela de la Leña) y el central para el desarrollo de las actividades de los frailes. Se configura una gran fachada externa que comprende desde la iglesia a las estancias monásticas septentrionales. También se remodelan en este período los dos pisos del claustro principal. En esta etapa de grandes remodelaciones, se aprovechan diversos elementos significativos de la época medieval, que son incrustados en los muros del nuevo complejo. Es el caso de varias portadas, laudas y canecillos. En la iglesia se construye la actual techumbre de cañón, así como el coro, procediéndose también a pavimentar de nuevo el templo.

 

Durante los siglos XIX y XX, se inicia el declinar progresivo del Monasterio. En 1808 fue utilizado como cuartel por parte de las tropas napoleónicas, que destruyeron parte del recinto al abandonarlo. Los monjes benedictinos regresaron tras la guerra y permanecieron en él hasta 1835, cuando el Monasterio fue afectado por la desamortización de Mendizábal. Entonces se subastó el edificio, siendo adquirido por José Onofre López, que dedicaría parte del complejo monástico a mantequería. En 1876, la diócesis de Oviedo compra el Monasterio, que estaba ya en una situación de práctica ruina.

 

En 1931, San Salvador de Cornellana fue declarado Monumento Nacional. Tras la guerra civil albergó diversos usos, como cárcel o escuela. La iglesia y la torre románica fueron restauradas por Luis Menéndez Pidal.

Un comentario sobre “Blanco desbloquea el proyecto de restauración del monasterio de Cornellana justo antes de las elecciones

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s