Los brotes desbordan los centros de salud sin medios para contenerlos / Plantillas mermadas por bajas y vacaciones se enfrentan al repunte de la infección en Aragón, Cataluña y Madrid / Los sanitarios de Atención Primaria esperaban que el tsunami llegara en septiembre, con la aparición de los primeros catarros y gripes, pero el ascenso de la curva ha sorprendido al primer escalón de la atención médica con un 40 por ciento menos de plantilla y un 30 por ciento más de actividad asistencial. «Muchos de baja, otros de vacaciones y con un 30 por ciento más de actividad asistencial. Se atienden los enfermos crónicos que retrasaron su atención por la epidemia, los nuevos casos de Covid, PCR, así como el rastreo de sus contactos»

La primera oleada del virus colapsó los hospitales. Ahora la segunda andanada de este enemigo microscópico está ahogando los centros de salud de las comunidades donde se concentran más casos. Los sanitarios de Atención Primaria esperaban que el tsunami llegara en septiembre, con la aparición de los primeros catarros y gripes, pero el ascenso de la curva ha sorprendido al primer escalón de la atención médica con un 40 por ciento menos de plantilla y un 30 por ciento más de actividad asistencial. «Muchos de baja, otros de vacaciones y con un 30 por ciento más de actividad asistencial. Se atienden los enfermos crónicos que retrasaron su atención por la epidemia, los nuevos casos de Covid, PCR, así como el rastreo de sus contactos», explica Salvador Tranche, presidente de la Sociedad Española de Médicos de Familia (Semfyc). Pero lo peor, en su opinión de este portavoz, es que sabíamos que esto podría ocurrir y ninguna administración sanitaria ha dedicado recursos para reforzar la atención primaria. «Dicen que lo harán, pero no cumplen con su discurso».

Aragón, al límite

Los servicios de atención primaria más tensionados están donde repunta la curva de la epidemia: en Aragón, Madrid y Cataluña. En la comunidad aragonesa, donde se registran los brotes más descontrolados de toda Europa, la situación ha llegado «al límite», según alertan los sindicatos médicos. Facultativos con el doble y hasta el triple de las consultas que serían habituales en condiciones normales, plantillas de enfermería cada vez más apuradas para llegar al cúmulo de casos con los que se encuentran, demoras crecientes en la realización de las pruebas PCR para detectar nuevos contagios y un preocupante repunte de infecciones entre el propio personal sanitario son algunas de las realidades que se viven ya en un buen número de centros de salud aragoneses. Sobre todo, en las zonas más azotadas por el rebrote. Zaragoza capital es el epicentro de una oleada de contagios que se ha extendido de forma creciente por múltiples zonas de la región, y con ellos los problemas a otros centros médicos.

«En uno de los centros de salud de Zaragoza capital hay compañeros que están atendiendo a diario 90 e incluso más actos sanitarios a diario. En otros centros rondamos los 60 pacientes por jornada, cuando lo habitual en condiciones normales son unos 30, y en verano muchísimo menos», explica a ABC Leandro Catalán, presidente de los Sindicatos Médicos de Atención Primaria de Aragón, plataforma que agrupa a las organizaciones sindicales del sector CESM y Fasamet.

Desinfección en profundidad de centros de salud

Catalán urge a la Consejería aragonesa de Sanidad a corregir el rumbo para evitar que la Atención Primaria «se desborde más de lo que lo estuvo en marzo». Entre otras medidas, piden habilitar puntos específicos de recogida de muestras PCR fuera de los centros de salud para reducir la presión asistencial que sufren y reducir la presencia simultánea de casos sospechosos de Covid con usuarios de otras patologías. También reclaman «desinfecciones en profundidad» de los centros de salud, «interiores y exteriores», así como reforzar los medios para realizar más PCR y con más rapidez.

En los últimos siete días, Aragón ha acumulado 4.000 casos confirmados de coronavirus, una cifra que desborda su capacidad operativa de rastreo de contactos de riesgo y realización precoz de PCR a casos sospechosos. «Se ha llegado a tardar más de tres días en dar los resultados de las analíticas PCR», ha criticado Leandro Catalán, sin contar los días que pasan desde que se detecta un caso sospechoso o un contacto de riesgo y se le toma la muestra. Y cuando estos procesos se demoran durante días, su eficacia se trunca. «Deben establecerse los procedimientos necesarios para agilizar los resultados de PCR en un máximo de 24 horas», insiste este médico aragonés.

Bolsas de empleo agotadas

El sindicato CSIF también ve colapso en otras zonas del país. La situación no es tan extrema en otras comunidades, aunque en Madrid han tenido que cerrar centros para concentrar a su personal por falta de médicos y enfermeros, pese a estar en pleno repunte de la infección, advierte Fernando Hontangas, portavoz de Sanidad de la organización sindical. «Si pides cita por internet en Madrid tardas entre 10 y 12 días en lograr una cita, como mucho consigues que te atiendan telefónicamente», asegura.

Este sindicato ha reclamado una reunión con el Ministerio de Sanidad para conocer el número de sanitarios que hay de baja en todo el país, la plantilla que está de vacaciones y cuánta gente se ha contratado por suplir esta falta de personal. «No hay respuesta, porque falta personal, las bolsas de empleo están agotadas y las condiciones laborales son tan paupérrimas que no se cubren las bajas», cuenta Hontangas.

https://www.abc.es/sociedad/abci-brotes-desbordan-centros-salud-sin-medios-para-contenerlos-202008052217_noticia.html

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s