Lo importante no es cómo murió Julen sino cuándo – La Tribuna de España

La fotografía enviada a algunos medios de comunicación por parte de familiares de Julen, sentado en la zanja cavada junto al pozo, con el mismo chandal con que apareció el cuerpo y comiendo la bolsa de gusanitos que también apareció en el foso, hace que la duda no sea tanto cómo murió Julen sino cuándo murió.

Afirmamos esto porque el tapón que cubría el cuerpecito de Julen, a 71 metros bajo tierra, resulta absolutamente inexplicable para los investigadores de la Guardia Civil y para todos los geólogos consultados por La Tribuna de España.

Habrá que recordar al lector que el tapón que cubría a Julen fue lo que hizo imposible que fuera rescatado extrayendo tierra del mismo pozo por el que supuestamente había caído, además “a plomo” para caber perfectamente por ese orificio tan diminuto.

Ahora ya no estamos solos en la denuncia de la irregularidad de la versión que nos han estado “vendiendo” a los españoles como si fuéramos tontos del haba… El periódico El Mundo se suma a las dudas que plantea La Tribuna de España respecto a la versión única que desde los medios de comunicación de “la prensa del sistema” se nos ha intentado hacer creer.

Ahora va y resulta que El Mundo publica que “Miembros del equipo de rescate deslizan, pidiendo absoluta confidencialidad, que la existencia del tapón es difícilmente explicable. Para empezar, porque no es razonable que el crío cuando cae, probablemente golpeando las paredes, provoque desprendimientos en el interior de la cavidad como para generar tanto material que luego se coloca sobre sí mismo y obtura el hueco al completo, de forma tan fuerte.

No se trata sólo del material en sí, sino del volumen: pese a que en los primeros días se extrajo tierra con un potente equipo de succión y se rebajó entre 30 y 60 centímetros su grosor, el tapón siguió impidiendo el acceso al niño y desconcertando tanto a los investigadores como, más importante, a los rescatadores que al principio tenían la esperanza de que el niño pudiera seguir con vida”.

La muerte del pequeño Julen pudo producirse días antes de cuando se denunció

El Mundo sostiene que “Es mucha tierra, y sobre todo está demasiado compacta. La verdad es que eso no tiene una explicación clara, pero seguro que la Guardia Civil la encontrará, y dará mucha información”.

Y es que resulta imprescindible comprender cómo y de dónde salió la tierra que sepultó a Julen porque resulta imposible que se compactara de manera tan rápida.

Afirma ahora El Mundo que “En seco, eso tarda en compactar semanas. Cuando se descubrió el tapón al intentar rescatar a Julen el clima era seco, y el subsuelo ahí no parece especialmente húmedo…
“El tapón, en fin, podría dar la clave de por qué el pozo estaba destapado -si es que se estaban echando escombros al agujero-, e individualizar la negligencia que permitió la caída del niño. Antonio Sánchez, el pocero que ejecutó la prospección -sin permisos de ningún tipo-, asegura que él lo tapó con unas piedras y que el terreno, cuando ocurrió el accidente, estaba transformado, diferente a como él lo dejó. Para él, se había destapado el hueco porque se había realizado una zanja en una amplia extensión de terreno, rebajado. También se habían desplazado las varias toneladas de tierra que él había dejado al aire como resto de sus trabajos de búsqueda de agua.

Varias fuentes que han visto el exacto lugar con sus propios ojos han asegurado a este diario que a todas luces el propietario de la finca, familiar de los padres de Julen, estaba preparándolo “para construir algo”, de manera ilegal en principio dado que el terreno no es en absoluto urbanizable”.

Posible ajuste de cuentas

El pocero manifestó a la Guardia Civil que las obras fueron posteriores a la realización del pozo ilegal que él llevó a cabo y que la tierra que cubriría a Julen no se correspondería con la que él sacó de la montaña.

Otro dato difícilmente explicable es que los padres tardaran tanto en avisar al 112.

¿A quién se le cae su hijo en un pozo y no llama inmediatamente para pedir auxilio?

El niño podría haber sido fotografiado ahí, junto al pozo y la foto haberla recibido los padres por parte de quienes –acaso por un ajuste de cuentas o por el impago de una deuda- les amenazaban con tirar el niño al pozo, cosa que, desgraciadamente, podría ser lo que ocurrió.

Si existen dudas más que razonables es porque los padres mienten, porque desde la primera de sus declaraciones los agentes de la Guardia Civil han encontrado importantes contradicciones.

La Tribuna de España no siembra la sospecha, tal y como se nos acusa. Quienes siembran la sospecha son los propios familiares con una declaraciones imprecisas y contradictorias. Y quienes manipulan la opinión pública es “la prensa del sistema” que nos toma a los ciudadanos por enanos mentales.

Nosotros hemos hecho una investigación por nuestra cuenta y sí, qué quieren que les digamos: los padres son lo menos parecido a una familia ejemplar. ¿Por qué hemos de callar el ambiente de antecedentes penales que rodea a toda la familia?

En cualquier investigación, los antecedentes penales suelen ser el primer lugar por donde los investigadores comienzan a realizar su trabajo. También los periodistas actuamos igual; los periodistas de verdad, no los que se dedican a cortar y pegar los teletipos de agencia, ni quienes hacen un show televisivo para incrementar la audiencia.

https://latribunadeespana.com/espana/no-es-como-murio-julen-sino-cuando

Anuncios

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s