El Gobierno gallego forma a 300 jóvenes con poca cualificación para que puedan entrar en el mercado de trabajo

MÁS FORMACIÓN

Un programa pionero combinará formación y empleo para mejorar la empleabilidad de 300 jóvenes con baja calificación

  • La directora general de Formación y Colocación, Ana María Díaz, y el director general de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, José Luis Mira, presentaron  en rueda de prensa esta iniciativa, denominada “Forcon”
  • Se trata de un de los programas acordados en el seno del diálogo social entre Administración, patronal y sindicatos
  • El “Forcon”, coordinado por Trabajo, cuenta con un presupuesto de 1,4 millones, a los que se sumarán los incentivos públicos destinados a la fase de contratación
  • Tras la fase de formación, el alumnado accederá a un contrato de trabajo de 6 meses de duración
  • Los participantes obtendrán certificados de profesionalidad relacionados con sectores estratégicos, que tendrán validez en todo el Estado

Santiago, 18 de febrero de 2012.- El Gobierno gallego acaba de poner en marcha un programa pionero que combina formación y empleo, y que va destinado a los chicos y chicas desempleados, menores de 30 años, y con baja o sin calificación. A través de esta iniciativa, se prevé beneficiar a unas 300 personas que forman parte de este colectivo.

La directora general de Formación y Colocación, Ana María Díaz, y el director general de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, José Luis Mira, presentaron hoy en rueda de prensa esta iniciativa. Se trata de un de los programa acordados en enero en el seno del diálogo social entre Administración, patronal y sindicatos.

El objetivo del programa es favorecer el empleo y facilitar la inserción laboral de los chicos y chicas sin calificación, que representan uno de los colectivos que presenta mayores dificultades actualmente.

La iniciativa se basa en dos fases: una formativa; y otra de empleo. Para ponerlas en marcha, la Xunta invertirá 1,4 millones de euros, a los que se sumarán los incentivos a la contratación que se otorguen en la fase de acceso al mercado laboral.

En lo que se refiere a la fase formativa, los participantes podrán formarse en especialidades formativas vinculadas a sectores estratégicos de la economía como son: la economía verde (energías renovables, preservación medioambiental…); economía de la salud (servicios a la tercera edad, atención a la dependencia); y economía del conocimiento (TIC, audiovisual y cultura, biotecnología…).

La formación estará vinculada a la obtención de certificados de profesionalidad, que tendrán validez en todo el Estado. Podrán participar en estas formaciones aquellos jóvenes que no tengan formación académica o bien que sean titulados en educación secundaria obligatoria. Los cursos se impartirán en centros públicos de formación profesional dependientes de la Consellería de Trabajo y Bienestar y de Cultura, Educación y Ordenación Universitaria.

De este modo, la formación llegará a distintas comarcas de Galicia: A Coruña, Barbanza, Ferrol, Santiago, Ourense, Lugo, Pontevedra y Vigo. Entre otras, se impartirán especialidades formativas como: mantenimiento y montaje mecánico de equipo industrial; mantenimiento de instalaciones de megafonía, sonorización de locales y circuito cerrado de televisión; montaje de instalaciones solares fotovoltaicas; o atención sociosanitaria a personas dependientes.

Serán un total de veinte acciones formativas, en las que se incluirá también un módulo de igualdad de oportunidades y de prevención de riesgos laborales que acreditará al alumnado que posee la formación necesaria para la obtención de la tarjeta profesional de la construcción.

Formación práctica
Tras finalizar el período de formación, los participantes deberán realizar una fase de prácticas en centros de trabajo, como primer acercamiento al mercado de trabajo. Este módulo –que durará 6 meses- se realizará en empresas del sector, seleccionadas por la Administración para participar en el proyecto.

Durante esta etapa, el alumnado estará vinculado contractualmente con la empresa, con cotización a la seguridad social, y las condiciones laborales serán las establecidas en el convenio colectivo de aplicación. La empresa contará con un incentivo público a la contratación temporal, que ascenderá a 2.500 euros. En caso de que estos contratos temporales fueran después transformados en indefinidos, al finalizar la vigencia del mismo, la empresa tendría derecho a una ayuda complementaria de 2.500 euros.

En definitiva, se trata de un programa que permitirá mejorar la calificación de los chicos y chicas desempleados, al tiempo que les permite una primera inserción en el mercado laboral.

¿Y tú qué opinas de esto?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s